Uso sostenible de la energía

 
     
 

El uso creciente de combustibles fósiles ha provocado altos niveles de contaminación y el agotamiento de recursos disponibles con facilidad. El uso de energía comporta la emisión de contaminantes a la región como son el dióxido de azufre y el óxido nitroso, lo que provoca la lluvia ácida, y el monóxido de carbono y partículas de hidrógeno que pueden afectar la salud.

La formación de dióxido de carbono como consecuencia de la combustión lleva a un problema de contaminación global ya que este gas se concentra en la atmósfera superior. Esto altera el balance de radiación entre la radiación solar entrante y la reflejada, contribuyendo al calentamiento global y al cambio climático.

Sostenibilidad

La contaminación medioambiental, el agotamiento de los recursos y el uso de la energía conducen al calentamiento global y son fenómenos interrelacionados y interdependientes. Cuando había menos población terrestre y el uso energético era inferior, el impacto de los humanos sobre los ecosistemas naturales era pequeño. Ahora que la población ha crecido considerablemente, también lo ha hecho el uso de la energía. Este impacto es mucho mayor y esta afectando los ecosistemas de la tierra a unos niveles incontrolables. Por tanto, nuestra forma de uso de la energía no es sostenible, ni tan solo para una generación más, y conviene que la energía se valore como algo escaso y valioso. Esto habría que reflejarse en nuestras acciones diarias como por ejemplo, haciendo el camino hacia la escuela o hacia el lugar de trabajo a pie o en bicicleta y no en coche.

La definición comuna de sostenibilidad es el desarrollo que conjuga las necesidades del presente sin comprometer las de las generaciones futuras para alcanzar las propias necesidades.

Esta definición incluye todos los impactos humanos sobre el medio ambiente y es más amplia que el simple hecho de reducir el uso energético. La Unión Europea ha adoptado, desde el año 1992, la sostenibilidad como uno de los criterios clave a la hora de incorporar nuevas directivas y regulaciones y a la hora de desarrollar la respuesta europea al cambio climático.

En la segunda Cumbre de la Tierra, celebrada el 2002 a Johannesburg, se acordó que había una necesidad urgente de informar y educar las personas sobre formas de adaptarse a estilos de vida más sostenibles y la década del 2005 al 2015 ha sido declarada por la Unesco como la década de la Educación para un Desarrollo Sostenible (ESD).

Esta página web es nuestra respuesta para afrontar a las persones a hacer su aportación a la hora de desarrollar un estilo de vida más sostenible y, en especial, a limitar el cambio climático.

Ventajas

Las ventajas de un uso sostenible de la energía son:

  • uso de la energía de manera más eficiente
  • se utiliza menos energía
  • se alarga la disponibilidad de fuentes de energía basadas en los fósiles
  • se reduce la contaminación asociada al uso de energía
  • se asegura un futuro energético más sostenible
  • se reduce la necesidad de transportar energía a distancies largas, pues se recurre a recursos autóctonos
  • se limita el impacto del calentamiento global
  • se reduce la probabilidad del cambio climático
  • se minimiza el riesgo de cambios climáticos irreversibles

Agotamiento de recursos

El ciclo del carbono

   

Gases de efecto invernadero y calentamiento global

Economía de un uso sostenible de la energía

   

Información